Jogging para la hipertensión

En pacientes con hipertensión se recomienda practicar jogging.

Correr es uno de los deportes más antiguos. El jogging fortalece el buen estado de ánimo y reduce el estrés. Además, se activa el sistema cardiovascular y se fortalecen las defensas corporales. Correr también contribuye a combatir la obesidad, una de las causas más frecuentes de la hipertensión.
Para los que comienzan es importante aumentar el entrenamiento gradualmente para evitar lesiones corporales. La intensidad de entrenamiento sólo debe incrementarse lentamente.
El equipo desempeña una función importante cuando se corre. No ahorre a la hora de elegir el calzado correcto para correr. Una buena amortiguación del calzado puede evitar cargar excesivamente las articulaciones. Puesto que se trata de un deporte que conlleva una gran sudoración, debe elegirse una ropa transpirable. Con tiempo frío, se recomienda ponerse varias capas finas de ropa

Hipertensión y deporte